Sábado 14 de Diciembre de 2019
Fate

Sistemas integrados de producción: "La intensidad del pastoreo define si la integración es positiva o negativa"

En el XXVII Congreso Aapresid habrá un lugar para debatir sobre la integración agrícola-ganadera (mejora continua y competitividad) a cargo de Paulo César de Faccio Carvalho -Aliança SIPA

Sistemas integrados de producción: "La intensidad del pastoreo define si la integración es positiva o negativa"
lunes 05 de agosto de 2019

Para garantizar la sustentabilidad de los sistemas es necesario establecer un equilibrio entre el uso de los recursos naturales y la producción; estos se deben complementar con las tecnologías de insumos, que incluyen el uso de fitosanitarios y maquinarias, con tecnologías de procesos, en general de bajo costo y vinculadas al manejo.

Está demostrado que los modelos intensificados utilizan mayor cantidad de fertilizantes, fitosanitarios, animales o suplementos por unidad de superficie en busca de un mayor rendimiento, para lo cual producen cambios en la asignación relativa de los recursos tierra.

Con el fin de lograr conservar los recursos productivos, preservar el ambiente, lograr una producción de calidad, responder a los requerimientos sociales y ser económicamente competitivos y rentables, es que en el XXVII Congreso Aapresid habrá un lugar para debatir sobre la integración agrícola-ganadera (mejora continua y competitividad) a cargo de Paulo César de Faccio Carvalho -Aliança SIPA (Sistema Integrado de Producción Agrícola)-.

 

¿Qué indicadores podemos medir para cuantificar los beneficios de los sistemas integrados agrícola-ganaderos?

Existen indicadores productivos, como la producción de cereales y de carne. Otros  ambientales, como el aumento de las reservas de carbono, la biomasa microbiana del suelo y la diversidad de lombrices. Existen indicadores económicos, como mayor rentabilidad por hectárea, menor riesgo y mayor resiliencia. Finalmente, hay indicadores sociales que reflejan una mayor rentabilidad, impactos en la sucesión familiar, organización del trabajo, entre otros.

 

¿Cuál es la importancia de la intensidad del pastoreo en la sustentabilidad del sistema?

Es fundamental. La intensidad del pastoreo define si la integración es positiva o negativa. Los errores en la intensidad del pastoreo comprometen el suelo, el cultivo en sucesión y los índices de eficiencia del sistema.

 

¿Cómo cambian los ciclos de los nutrientes con el ingreso de los animales a los lotes agrícolas?

Sólo el reciclado a través de las heces y la orina de los animales puede promover algunos ciclos. Un ejemplo claro es que con el ciclo de las heces por los escarabajos del estiércol. No hay rotación con los animales, no hay heces, no hay escarabajos presentes, y no hay creación de galerías en el suelo y el entierro de las heces en profundidad.

 

¿Cuáles son las claves para potenciar los rendimientos de los cultivos y la producción de carne en un sistema integrado?

Uno tiene que elegir las mejores combinaciones que promuevan una alta rentabilidad financiera al mismo tiempo que el sinergismo biológico. Cuanto más diverso sea el diseño espacio-temporal de las rotaciones de cultivos y pastos, mayor será la probabilidad de interacciones sinérgicas de alta resiliencia.

 

¿Qué es la alianza SIPA?

Es una asociación público-privada sin fines de lucro que reúne a personas e instituciones que creen en la intensificación sustentable de los sistemas de producción como un concepto para enfrentar el futuro de la producción de alimentos, y que creen que los Sistemas Integrados de Producción Agrícola son el modelo tecnológico para lograr este objetivo. La Alianza SIPA promueve la difusión de estos sistemas, la capacitación de recursos humanos, la investigación, entre otros.

 

Paulo César de Faccio Carvalho: mini-bio

 Completó su doctorado en Ciencia Animal de la Universidad Estatal Paulista Júlio de Mesquita Filho en 1997. Realizó su tesis en el Instituto Nacional de Investigación Agrícola, Francia. Recibió su título postdoctoral de la División de Protección de Plantas de la FAO, Roma en 2001 y posteriormente en 2006, y una beca postdoctoral en el Departamento de Ciencias de Plantas y Ambientales de la Universidad de California, Davis (2013-2014).  Es profesor de la Universidad Federal de Rio Grande do Sul, en Porto Alegre, que trabaja en el Departamento de Agrometeorología y forraje plantas desde 1997 ha sido coordinador del Comité Asesor CNPq Ciencia Animal, presidente de la Sociedad Brasileña de Ciencia Animal y Coordinador del Programa de Post- Graduación en Ciencia Animal de la UFRGS. Es miembro del Comité de Dirección Estatal del Consejo Asesor de carbono bajo Programa de Agricultura de la Alianza del Pastizal / BirdLife Internacional, Coordinador del Consejo de Inteligencia de los servicios de inteligencia en Agronegocios (SIA) y miembro del Comité Asesor de FAPERGS. También es miembro del Grupo de Investigación de Cultivos de la Alianza Global de Investigación y del Comité Continuo de Sistemas Integrados de Cultivos y Ganadería.