Domingo 23 de Febrero de 2020

Claves para desarrollar un Marketing Plan

Diferenciarse de la competencia y ofrecer un producto único e innovador son puntapiés esenciales para iniciar un negocio

Claves para desarrollar un Marketing Plan
lunes 12 de noviembre de 2018

Si estás con la idea de comenzar un nuevo emprendimiento, ejecutar un plan de marketing es el primer paso a seguir. Este actuará como una especie de manual, que te permitirá tener una idea más clara de hacia dónde querés llevar tu negocio. Desde definir a la competencia, hasta la determinación del target, todo suma para obtener los mejores resultados.

A partir del surgimiento de la idea del negocio, se comienza delimitando quién va a ser la competencia. Es importante saber qué ofrecen las diferentes marcas que presentan un producto similar e investigar cómo lo comercializan. Esto puede realizarse vía online si la empresa tiene página web, o presencialmente para observar cómo actúan en la práctica. Es aconsejable también adquirir lo que venden para así poder comparar, y registrar esta información. 

Luego de identificar a los competidores, hay que pensar en cuáles son las fuerzas y debilidades propias de nuestra empresa; saber qué tiene de innovador y en qué áreas podría mejorar, para ofrecerle un producto de calidad al cliente. También se deberán analizar las oportunidades y amenazas que presenta el mercado, para establecer una posición en el mismo y una estrategia. Esto es comúnmente conocido como el “análisis FODA”.

El siguiente paso es uno de los más trascendentales: definir a quién queremos brindarles el producto, es decir, el target al que apuntamos. Mientras más detallada sea la descripción del usuario, más útil será a futuro. Es importante tener en cuenta la su edad, sexo, nivel socioeconómico, locación y gustos, ya que cuántos más datos tengamos, más útil será nuestra propuesta para ellos.

Tener claro la Oferta de Valor Única (UVP, por su nombre en inglés, Unique Value Proposition) que presentamos al mercado es otro factor sustancial. Es decir, ¿qué le ofrece nuestro producto o servicio a nuestro cliente que es distinto a lo que le ofrece la competencia? La clave está en diferenciarse, en conocer lo que el target necesita y proponer algo difícil de imitar. En la actualidad, con el avance de las nuevas tecnologías, son innumerables las posibilidades. Posicionar nuestra marca mediante el uso de una frase que la identifique también puede hacer que sobresalga del resto.

En mercadotecnia existen “5Ps” elementales, que refieren al Producto, Precio, Promoción, Plaza y Post-venta del negocio. El producto refiere a qué es lo que se va a comercializar y qué beneficios le podría brindar al cliente, mientras que el precio es el importe; para formular esto último, hay que estimar cuáles serán nuestros costos y márgenes de utilidad, así como la posición de la competencia ante el mismo. La promoción será la manera de dar a conocer el servicio, que puede ser, por ejemplo, vía web o mediante alguna publicidad, en tanto la plaza sería la distribución, es decir, su venta directa, a través de un tercero u online. Por último, la post-venta radica en la definición de una estrategia de seguimiento a clientes, para que no consuman lo que les ofrecemos solo una vez, sino muchas.

Al finalizar, se deberá desarrollar un plan detallado que incluya los tiempos y las personas responsables de cada una de las actividades a llevar a cabo. Se recomienda hacer un plan de un año e ir revisándolo de tanto en tanto, siguiendo los objetivos de la empresa.